Cine, Palomitas y Videojuegos

Cine, Palomitas y Videojuegos

¡Hola de nuevo!

Aunque ya hace tiempo de esto, Assassin’s Creed ya está en los cines. Ello supone que habéis ido ya a verla o todavía no a los cines o por medio de otros canales. Pero Assassin’s Creed no es más que un videojuego más que da el salto a la gran pantalla ya que han sido muchos los videojuegos que han hecho sus pinitos en el mundo del celuloide, al igual que muchas películas han dado el salto al mundo de los videojuegos. Pero este segundo caso no es el que queremos plasmar aquí, si no el primero. Y más en concreto nos centramos en películas que no son de animación, o al menos que no tienen que ver con las sagas de videojuegos, es decir, esas películas que muchas veces se sacan con el fin de completar una historia o dar un pequeño entrante de emoción a la nueva entrega de un videojuego. Y como hemos hablado de Assassin’s Creed, nada mejor que empezar con el tema que abre el post.

Assassin’s Creed (2016)

Dirigida por Justin Kurzel y protagonizada entre otros por Michael Fassbender, cuenta la historia de Callum Lynch, un presidiario que es descendiente de Aguilar de Nerja, un miembro del clan de los Asesinos que vive en la época de la Conquista de Granada. Al igual que en la primera entrega de la saga, los Templarios buscan el Fruto del Edén, en este caso escondido por el mismo Aguilar de Nerja. La película ofrece lo mismo que el videojuego: una historia, lucha entre templarios y asesinos, personajes históricos famosos y mucha acción (y también al señor Fassbender sin camiseta). Sin embargo, muchos coinciden en que el desarrollo de los acontecimientos es demasiado rápido para como acontece en el videojuego, pero no es de menos el hecho de que dentro de la película aparecen actores o localizaciones españolas.

Warcraft El Origen (2016)

También de este año pasado fue la versión cinematográfica del juego de rol multijugador World of Warcrarf. Dirigida por Duncan Jones, la película nos transporta al pacífico reino de Azeroth, el cual está a punto de entrar en guerra para enfrentarse a unos terribles invasores: orcos guerreros que han dejado su destruido mundo para colonizar otro. Al abrirse un portal que conecta ambos mundos, un ejército se enfrenta a la destrucción, y el otro, a la extinción. Dos héroes, uno en cada bando, están a punto de chocar en un enfrentamiento que cambiará el destino de su familia, su pueblo y su hogar. Así empieza una espectacular saga de poder y sacrificio donde se descubren las numerosas caras de la guerra y donde cada uno lucha por lo suyo. Acción, aventuras, y mucho renderizado en 3D.

Hitman (2007) y Hitman Agente 47 (2015)

Son las dos películas que han llevado a la gran pantalla al temido Agente 47 y a su más que conocida corbata roja. La primera de ellas está dirigida por Xavier Gens y protagonizada por Timothy Olyphant. En ella se nos narra el origen del Agente 47 así como una misión en la que debe de asesinar al presidente de Rusia del momento. Sin embargo, no todo sale bien ya que hay un testigo que presencia el asesinato del presidente, por lo que el Agente 47 ha de hacer frente a la eliminación de dicho testigo, así como descubrir la trama real que hay tras el fallecido presidente de Rusia.

Por otro lado, Hitman Agente 47 está dirigida por Aleksander Bach y protagonizada por Rupert Friend. En esta cinta, el Agente 47 es contratado por Katia van Dees para encontrar a su padre, sin embargo, la susodicha es también una asesina experimentada y juntos luchan para encontrar al padre de Katia.

Resident Evil (desde 2002 hasta 2017)

La saga Resident Evil empezó en 2002 y es lo que se ha considerado, dentro del mundo de la corporación Umbrella, como la saga Alice. Dicha saga cuenta con varios directores y la misma protagonista: Mila Jovovich, quien interpreta a Alice. Al igual que en los videojuegos, las cintas de Resident Evil narran la evolución de la corporación Umbrella más o menos de forma pareja a los videojuegos, comenzando por los sucesos de la mansión y terminando en febrero de 2017 con el último capítulo de la saga Alice. Las películas ofrecen acción y algún susto que otro de algún zombie perdido, pero lo mejor son los modelitos de Alice y su capacidad de ir espectacular pese a estar en pleno apocalipsis zombie y encontrar ropa de su talla con autolimpieza (si es que Milla Jovovich haciendo de Alice es una chica con suerte y viste divina de la muerte).

Angry Birds (2016)

Siguiendo la ley física de que la energía ni se crea ni se destruye, si no que únicamente se transforma, parece ser que dentro del mundo en el que vivimos sucede algo similar. Y es que todo aquello que genera beneficios se transforma para seguir generando beneficios. Eso ha pasado con Angry Birds, un videojuego de muchísimo éxito que en 2016 dio su salto a la gran pantalla. Como resultado tenemos una comedia de animación para toda la familia dispuesta a entretener la tarde y con muchos guiños al videojuego.

La historia nos lleva a una isla poblada enteramente por pájaros que viven felices y que en su mayoría no vuelan. En este lugar paradisiaco, hay tres pájaros marginales. Ellos son Red, un pájaro con problemas de mal genio, Chuck, un pájaro amarillo hiperactivo, y Bomb, un pájaro negro muy volátil. Aunque siempre han tratado de adaptarse, ninguno de los tres ha terminado nunca de encajar en esta isla de aves no voladoras. Todo cambia cuando llegan a la isla unos misteriosos cerdos de color verde. Ahí empiezan de verdad los problemas. Será entonces cuando a estos tres pájaros un tanto marginados y excéntricos les toque averiguar lo que los cerdos recién llegados están tramando.

Need for Speed (2014)

Otra saga de EA Games llevada a la gran pantalla fue Need for Speed, y es que muchas veces hay que aprovechar el tirón de sagas como Fast and Furious para poder hacerte un hueco en el mundo del celuloide. Eso pasó con Need for Speed, una película dirigida por Scott Waugh y protagonizada por Aaron Paul. En la película vemos la historia de un joven piloto de carreras clandestinas que posee su propio garaje para modificar sus coches y hacerlos más rápidos. Sin embargo, acaba en prisión cuando su novia muere en una de las carreras. Cuando sale de la cárcel, buscará venganza.

Silent Hill (2006) y Silent Hill Revelation (2012)

Dos películas de diferente calidad cinematográfica y argumental que tienen como trasfondo la saga de survival horror Silent Hill. La primera de ellas fue lanzada en 2006 con el boom de las películas basadas en videojuegos que se sufrió en la primera década del siglo XXI. En esta cinta dirigida por Christophe Gans y protagonizada por Radha Mitchell y Laurie Holden, se rehace la historia del primer Silent Hill, dando lugar a una madre que pierde a su hija en Silent Hill cuando decide llevarla a Silent Hill para investigar sobre el pasado de su hija adoptiva. Por su lado, en Silent Hill Revelation tomamos como hilo argumental la tercera entrega de los videojuegos. Fue dirigida por Michael J. Bassett y protagonizada por Adelaide Clemens y en ella nos encontramos a Heather Mason justo el día de su 18 cumpleaños, cuando vuelve a tener pesadillas sobre Silent Hill y de cómo el viejo culto de la ciudad regresa para llevarla al lugar que pertenece. Según las críticas, esta segunda entrega fue mala a rabiar, por lo que no llegó a visitar muchos países que pretendía. No sucedió lo mismo con la primera entrega (y eso que en ambas salía Sean Bean, quien siempre asegura el éxito).

Tekken (2010)

Algo similar a lo que sucedió con la película con actores de Dragon Ball pasó con la de Tekken. Dirigida por Dwight Hubbard Little, Tekken narra la historia de la familia Mishima (lo mismo que la serie de videojuegos) pero de un modo algo aleatorio y con muchas licencias. De hecho solo algunos de los trajes de los protagonistas se salvan de la crítica (y por desgracia no son los de las hermanas Williams). Y esto no es todo, en 2014 salió la segunda parte a cargo de otro director, secuela que pasó sin pena ni gloria. Os dego el trailer de la primera entrega (el de la segunda mejor que no).

Prince of Persia: Las arenas del tiempo (2010)

La saga de Ubisoft tuvo su salto a la gran pantalla de la mano del director Mike Newell y teniendo a Jake Gyllenhaal como protagonista, además de a Walt Disney Pictures como productora. En esta cinta, tomamos el argumento del videojuego homónimo en el que un príncipe persa desata el caos temporal al robar una daga y se nombra adalid de su restitución para garantizar el orden cósmico; vamos, lo mismo pero con algunas licencias de amoríos y desamoríos y personajes para darle, o intentar darle, algo de emoción de Hollywood al asunto. El problema es que la cinta carece de lo principal de la saga Prince of Persia, que son las plataformas y los saltos, para centrarse más en el romance. No pasó este aspecto desapercibido en la crítica, dejando a la cinta como «una aventura más de sobremesa».

Street Fighter La última batalla (1994) y Street Fighter La leyenda de Chun-Li (2009)

Dos películas sobre el mismo videojuego muy dilatadas en el tiempo y por tanto con estilos fotográficos diferentes. Street Fighter La última Batalla fue dirigida por Steve E. De Souza y protagonizada por Jean-Claude Van Damme y Raúl Juliá, con la aparición estelar de Kylie Minogue. Según la crítica fue una película mala que tomaba el argumento de la saga original, especialmente la lucha entre Guille y M. Bison; sin embargo, pese a ser mala es una peli que empieza a ser de culto entre los aficionados al juego. Y si por si no fuera poco su baja calidad, se intentó mejorar el asunto con el lanzamiento de un Street Fighter basado en la película donde los personajes de la saga ya no eran los clásicos…¡si no que eran los actores de la película!

Pero parte de que la cinta de 1994 se convierta en película de culto es que Street Fighter La leyenda de Chun-Li era aún peor en cuanto a argumento. Esta cinta, dirigida por Andrzej Bartkowiak y protagonizada por Kristin Kreuk, narra la vida de Chun-Li y de cómo se entena a manos de Gen para lograr rescatar a su padre de la garra de Bison. La película dejó mal sabor de boca entre los fans de Street Fighter, llegándose a decir que ni siquiera llegaba a ser memorablemente mala en relación a su predecesora.

Far Cry (2008)

Película dirigida por Uwe Boll y protagonizada por Til Schweiger. Sólo el nombre del director lo dice todo, y es que Uwe Boll nutre su carrera de director de cine con, principalmente, adaptaciones cinematográficas de películas de videojuegos, las cuales son calificadas de pésima calidad y nula o poca fidelidad a los videojuegos en que se basa. Y Far Cry no es una excepción ya que cuenta con los ingredientes típicos del director, como son la escena subidita de tono y el personaje que intenta ser chistoso pero dan ganas de darle en la nuca hasta que cierre la boca. En esta adaptación del videojuego, la trama sigue al soldado Jack Carver y la reportera Valerie Constantine, quienes se encuentran investigando una isla repleta de super soldados modificados genéticamente.

Postal (2007)

Siguiendo con Uwe Bolt (hay alguna película suya más en este post, lo sentimos muchísimo, pero tenemos que informar de ello y educar, al menos eso pone en mi contrato), pasamos a Postal, una controvertida película sobre un ya controvertido videojuego en tercera persona en el que el protagonista del videojuego puede disparar a todo lo que se mueve y todo porque le llega una carta de un juicio hipotecario (un videojuego que ha influenciado el ya controvertido Hatred, que va un poco por el mismo camino). Pero la película se basa en la segunda entrega, donde tienes que ir haciendo una serie de recados y ahí decides si hacerlo de forma civilizada o emprender las de villadiego dejando la ciudad cual colador para la pasta, pero en la películo ancontramos también tintes de terrorismo islámico, pretendiendo ser una comedia. Esta película le valió en 2008 el premio Razzi al peor director y cuatro nominaciones al peor reparto.

Alone in the Dark (2005)

Película también de Uwe Bolt y protagonizada por Christian Slater. En este caso toma uno de los grandes del género de terror, logrando hacer que de de todo menos miedo, bueno, salvo por lo malo que es. Y es que ni el tema principal (I Wish Had an Angel de Nightwish) ni la actuación de Christian Slater en el papel de Edward Carnby salvan la catástrofe que realiza la actriz Tara Reid en el papel de Aline Cedrac, quien deja claro que es incapaz de correr delante un bicho que no está ahí en el momento de la filmación. Y por si no fuese suficiente, el propio Uwe realizó una segunda parte que no llegó a los cines. En el caso de la primera entrega, los hechos acontecen justo después del videojuego Alone in the Dark The New Nightmare. Y por quitaros un poco el mal sabor de boca, os dejo también el videoclip de Nightwish.

BloodRayne (2005)

Otra de las filmaciones de Uwe Bolt, en este caso del videojuego de vampiros Blood Rayne, donde la actriz Kristianna Loken asume el papel de BloodRayne en la Rumanía del siglo XVIII, donde forma parte de un espectáculo ambulante gitano y en donde intenta controlar sus poderes vampíricos hasta que se da cuenta de que debe de asesinar al hombre que violó a su madre. La película fue un fracaso estrepitoso pese al presupuesto de unos 20 millones de dólares que costó, y fue donde Uwe Bolt dejó claro que el cine no era lo suyo. Pero esto no le desanimó, pues BloodRayne cuenta con tres entregas más dirigidas por el propio Uwe.

House of de Dead (2003)

Otra de las joyas de Uwe Bolt (y la última que comentamos en el post, prometido). En este caso «master» Uwe recrea este videojuego como una película de terror adolescente al más puro estilo Viernes 13 o Pesadilla en Elm Street. El argumento de esta cinta narra la historia de un grupo de amigos que en el conocido Spring Break (vacaciones de primavera) van a una fiesta rave a una isla maldita en la que un brujo logró la inmortalidad y ahora se alimenta de seres humanos. En el momento en que se descubre el pastel, los muchachos deberán de usar todo tipo de armas para sobrevivir. Vamos, lo que viene siendo un más de lo mismo pero sacado de un videojuego del que solo copió el título. Y también tuvo su secuela, pero para la televisión por cable y a manos de Mike Hurst.

Max Payne (2008)

Dejando de lado a Uwe Bolt (aunque según su último intento de conseguir fondos para realizar una película todo el mundo le dio la espalda y parece que por fin se retira) seguimos con otras adaptaciones de videojuegos al cine. En este caso Max Payne fue dirigida por John Moore y protagonizada por Mark Wahlberg. La película narra las desventuras de Max Payne, un ex-policía de Nueva York, busca a los asesinos de su esposa y su bebé, que perdieron la vida bajo los efectos de una fuerte droga sintética. Sin embargo, la película no cuajó igual de bien que el videojuego, especialmente por el hieratismo del protagonista a la hora de actuar.

Doom (2005)

Dirigida por Andrzej Bartkowiak y protagonizada por Dwayne Jhonson, la cinta nos transporta a 2145, donde un grupo de fuerzas especiales acude a la llamada de auxilio a una base en Marte, donde unos mutantes están aniquilando a todo ser viviente. Todo ello está muy ambientado en el primer y tercer videojuego (el tercero remake del primero). Y pese a ser bastante prometedora, no gustó a todos por igual (de hecho, Dwayne Jhonson estuvo nominado a los Razzie de peor actor por esta cinta), pero todos coinciden en que lo mejor de la película es la escena que recrea al videojuego en primera persona. Os dejo con el trailer y la escena.

Lara Croft Tomb Raider (2001) y Lara Croft Tomb Raider La cuna de La vida (2003)

Interpretadas por Angelina Jolie y dirigidas por Simon West (2001) y Jan de Bont (2003), las películas narran las aventuras de la archifamosa arquóloga de los videojuegos. La primera de ellas y la mejor según los fans, narra las aventuras de Lara Croft con el fin de conseguir el triángulo de la Luz antes que los Iluminaty. Por su parte, la segunda de ellas, cuenta cómo Lara Croft intenta recuperar la caja de Pandora antes que un traficante de armas biológicas se haga con ella. Actualmente, según todos los rumores, comienza el rodaje de una tercera película que se centra en el personaje de Lara Croft según los reboots desarrollados por Square Enix y será protagonizada por Alicia Vikander.

Mortal Kombat (1995)

Y entramos de lleno en los años 90 del siglo pasado con Mortal Kombat, película que además tuvo varias secuelas. En este caso, la primera de ellas fue dirigida por Paul W. S. Anderson y al parecer, pese a las críticas con respecto a la historia del videojuego, logró gustar a los fans de la saga, quienes aplaudieron el reparto, el entretenimiento brindado y los efectos especiales. Además, la película logró el BMI Film Music Award en 1996. La trama de la película narra como diferentes guerreros de la Tierra han de vencer el décimo combate de Mortal Kombat para así lograr detener la invasión de Shao Khan. En 1997 salió la secuela, Mortal Komat Aniquilación, donde Shao Khan invade la Tierra, rompiendo las sagradas normas de Mortal Kombat (¡Vivan los efectos especiales de los 90!).

Double Dragon (1994)

Dirigida por James Yukich, la cinta narra la distopia en el que el mundo se ha sumido en el caos; la policia sólo patrulla durante el día, la noche pertenece a las bandas y al crimen organizado. Koga Suko es un empresario que desea el poder absoluto, para lograrlo debe reunir los dos fragmentos del doble dragón para formar un amuleto que le otorgará grandes poderes. Lo malo es que una parte del amuleto está en poder de los hermanos Lee, dos expertos en artes marciales que se ganan la vida peleando. Pero esta no es la única amenaza para Suko; también debe enfrentarse a los Power Corps, un grupo que lucha para devolver la seguridad a las calles. La película fue considerada de malas entre las malas, ya que del videojuego poco argumento se podía sacar, por lo que se ideó uno nuevo. Poco gustó la película, aunque al parecer el videojuego basado en ella sí que triunfó más.

Super Mario Bros (1993)

Quizá el salto del videojuego al cine que propició todo lo venidero. La cinta está dirigida por Anabel Jankel y Rocky Morton y protagonizada por Bob Hoskins y John Leguizamo. El argumento poco tiene que ver con el videojuego, ya que en la película, dos hermanos fontaneros de profesión (Mario y Luigi) conocen a la paleontóloga Daisy, quien es secuestrada por Bowser Koopa. Y es que, según el argumento, tras la caida del meteorito que aniquiló a los dinosaurios, los dinosaurios supervivientes fueron viviendo y evolucionando en un mundo paralelo creado por el impacto del meteorito, siempre gobernados por Koopa. La película era mala a rabiar, pero es ya un clásico de los 90 y una película de culto. Como curiosidad, Super Mario Bros cuenta con una versión diferente. Y es que, si muchas de la comida puede ser convertida en croquetas, en la industria del cine muchas de las películas o videojuegos pueden ser convertidas en películas porno. Sin embargo, Nintendo se cubrió las espaldas en su día adquiriendo todos los derechos y copias de la película erótica para que así la virtud de Daisy siguiera intacta.

Y hasta aquí el post. No olvidéis comentar vuestra opinión o si echáis en falta alguna adaptación cinematográfica de algún videojuego.

¡Un saludo! Game Over

Raúl de Diego



Utilizamos cookies de terceros no necesarias para la navegación para elaborar información estadística y analizar tus hábitos de navegación para personalizar el contenido que ofrecemos y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias. Puedes eliminar las cookies accediendo a la Configuración de Cookies. Puedes obtener más información consultando nuestra Política de Cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies